Semana 22 – Dedica tiempo al ocio

Introducción

Todos tenemos una necesidad básica de descanso y ocio. Pero a menudo decidimos ignorar esta necesidad. Nos convencemos de que no hay límite en lo que podemos exigirnos a nosotros mismos. Y así, muchos de nosotros nos entrenamos para necesitar menos tiempo libre: menos horas de sueño y de descanso.

En una palabra, hacemos más allá de nuestros límites.
Pero esos límites, nos guste o no, existen. Terminaremos por pagar el precio de ese abuso, tanto lo personal como también en el ámbito social.

El descanso regular suele multiplicar nuestro potencial, solo que de manera natural. Responde estas preguntas:

  •  ¿Descanso lo suficiente cada día?
  • ¿Me tomo los descansos que necesito a lo largo de la jornada?
  • ¿Duermo todo lo necesario?
  • ¿Me tomo un día libre a la semana?
  • ¿Cuándo fueron mis últimas vacaciones?
  • ¿Cuándo serán las próximas?

Disfruta del ocio

Ejercicio nº 22

Aprender de las cosas buenas del pasado

Escribe sobre un periodo de tu vida en el que hayas prosperado en el trabajo, te hayas sentido más satisfecho, productivo y creativo. Más que otras veces. Si no trabajas o no recuerdas haber vivido un periodo así, escribe sobre alguna vez en la que sintieras que estabas haciendo auténticos progresos. Por ejemplo, cuando eras estudiante.

  • Qué es lo que hiciste entonces que te permitió prosperar en tu ocupación
  • Cómo descansabas en esa época
  • Con quién o para quién trabajabas
  • Qué lección puedes extraer de ese periodo de tu vida
  • Cómo puedes aplicarla hoy o lo que piensas hacer en el futuro

Haz un plan que incluya los periodos de descanso necesarios. No olvides salir con los amigos cómo pasar las vacaciones con tu familia, acudir al gimnasio…, etc.

Además de tu propia experiencia, considera también la de otras personas, que pueden ser compañeros de trabajo o no. Pregúntate qué puedes aprender de ellas, cómo puedes aplicar lo mejor que observas. Qué deseas lograr y cómo, así como qué es lo que deseas evitar.

¿Cómo prefieres vivir tu ocio?

Pasamos de un ritmo de vida frenético a un parón en nuestras vidas cuando entramos en modo ocio. Muchas personas no están preparadas para llenar ese vacío. Cómo lo solucionan en un primer momento: Abusando en grandes cantidades de fiestas, televisión, comidas copiosas… todo lo que ocupe las horas ociosas.

Lo que pretendo es que cambies por un ocio activo. Tras alcanzar la meta que habías planeado y que te ha supuesto algún esfuerzo, la sensación de disfrute es mayor y más duradera que el ocio de forma pasiva.

Recupera amistades, prepara tertulias, realiza esa afición que tanto te gusta o dedícate a la lectura mientras estás tumbado en la playa. Realiza actividades que te hacen crecer como ser humano. Ayuda a mejorar tu estado emocional.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 21 – Mostrar agradecimiento

Introducción

Manifestar nuestro agradecimiento a los demás es una de las maneras más efectivas de aumentar su bienestar. Es inmenso el poder de la gratitud; y aunque hay muchas maneras de expresarla, leer personalmente una nota de agradecimiento a la propia persona es algo de un valor especial.

Piensa en una persona a la que aprecias verdaderamente y responde:

  •  ¿qué es lo que valoro de ella?
  • ¿Por qué cosas le estoy agradecido?

Ser agradecido

Ejercicio nº 21

La visita de gratitud

Escribe una carta a alguien por quien sientas verdadero aprecio,  expresándole tu gratitud. Habla de cosas o situaciones que hayan motivado tu agradecimiento hacia esa persona. La carta debe expresar en detalle la importancia de la relación y el placer que ella te produce; y debe referirse en concreto a las experiencias que suscitan el agrado que sientes y los sentimientos compartidos.

Si no sabes cómo empezar, expresa tu gratitud siguiendo este guion:

  • Comienza con un saludo
  • Expresa sinceramente tu gratitud
  • Escribe acerca de cuánto significó para ti
  • Comparte algo acerca de ti
  • Expresa lo mucho que aprecias su conducta
  • Mejor escribe a mano. En casos concretos, puedes usar el ordenador
  • No esperes mucho tiempo
  • Trata de no ser rencoroso o despectivo

Aumenta tus niveles de bienestar

La carta de gratitud aumenta increíblemente nuestros niveles de bienestar, pero para quien la escribe este estado generalmente es temporal; para que la carta y la visita de gratitud tengan un efecto más duradero, tendrían que convertirse en rituales.

Lo ideal sería escribir una cada semana. Pero si se hace una vez al mes ya es más que no hacerlo nunca. Ya es beneficioso para la propia persona escribirla; pero su valor se incrementa sí la envías a la otra persona o, mejor aún, si se la entregas directamente.

Escribe los nombres de por lo menos 5 personas que aprecias de verdad, y ponte fechas para escribir y entregarles una carta de agradecimiento.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 20 – Celebra tus logros

Introducción

La manera en que experimentemos un hecho dependerá en buena medida de la interpretación que hagamos de él, así como de lo que nosotros resaltemos del mismo: ¿celebro mis éxitos y mis logros, o no les doy mucha importancia, pero sí lo lamento cuando no han sido perfectos? ¿Me reprocho a mí mismo por no prestar atención a las lecciones que estas experiencias puedan enseñarme?

La felicidad no depende únicamente de los hechos objetivos que componen nuestra vida, sino también de la manera subjetiva en que los interpretamos.

Hay personas que siempre parecen capaces de encontrar el lado bueno de cualquier situación: se alegran de sus logros así como de los ajenos, tienen la habilidad de transformar un contratiempo en una oportunidad, y van por la vida con un aire de optimismo. Y están los otros, que siempre ven el vaso medio vacío, casi nunca encuentra motivo para alegrarse, parecen siempre insatisfechos, y viven en una atmósfera de malsano pesimismo.

Los optimistas son los buscadores de virtudes: la persona que siempre encuentra el hueco en medio de la tormenta, que si encuentra limón hace limonada, que ve el lado bueno de las cosas, que no recela de lo bueno porque es demasiado bueno.

El segundo grupo son los buscadores de defectos, siempre encontrará motivos para ser infeliz, no importa cuáles sean las circunstancias.

Hay personas capaces de sacar lo mejor de cualquier cosa que suceda. La idea de que todo sucede para bien es pasiva; la de que podemos hacer algo bueno con lo que suceda, es activa.

Ahora responde a estas cuestiones:

  • ¿Soy más un buscador de virtudes o un buscador de defectos?
  • ¿En qué aspectos de mi vida soy más parecido al buscador de virtudes?

celebra tus éxitos y logros

Ejercicio nº 20

Reconstrucción del aprendizaje

La técnica consiste en ver más allá de las consecuencias negativas del fracaso, en preguntarnos, sopesando con calma, qué hemos aprendido de esa experiencia, por difícil que nos resultara, y cómo podemos aprovecharla para crecer internamente.

Escribe acerca de algunas cosas que te hayan pasado en la vida, viéndolas primero como un buscador de defectos y luego como un buscador de virtudes.

Obtén beneficios

Por ejemplo, escribe sobre un examen que hayas suspendido: primero sobre lo mal que te sentiste y lo desagradable de la experiencia. Luego, sobre la manera en que esa experiencia te hizo más humilde y te enseñó la importancia de esforzarse más.

Recuerda que el buscador de virtudes es quien acepta los hechos tal como se presentan. Trata de obtener el máximo beneficio de ellos.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 19 – Ser generoso

Introducción

Quien es generoso y amable con los demás recibe tal beneficio a cambio. Ser generoso siempre trae felicidad a quien lo práctica. La felicidad es un bien ilimitado. Pensar en los demás es la mejor y más abundante fuente de riqueza emocional y espiritual.

Somos de tal naturaleza que existen pocas cosas más satisfactorias que compartir algo con alguien, sentir que hemos contribuido a la felicidad de otros. Como prueba de ello, basta con recordar la última vez que ofrecimos nuestra ayuda a alguien, o el momento en que hicimos algo que marcó una diferencia positiva en la vida de otra persona.

La satisfacción que la mayoría de las personas sentimos cuando hacemos algo por otros es inmensa.

Ahora responde a estas cuestiones:

  • ¿Cuándo fue la última vez que hice algo por alguien?
  • Al margen de que fuera algo importante o pequeño ¿Cómo me sentí al contribuir de alguna manera a la felicidad de otra persona?
la generosidad
ser generoso

Ejercicio nº 19

Practicar la generosidad

Un día de esta semana, haz al menos 5 cosas amables o que sean de ayuda para otras personas, además de lo que ya hagas normalmente. No tienen que ser grandes actos. Por ejemplo, ayuda a alguien con las tareas de la casa, sé amable cediendo tu sitio en el transporte público, escribe a alguien una nota de agradecimiento, etcétera.

Escribe qué fue lo que hiciste, y qué piensas hacer la siguiente semana. Anímate a compartir tus ejemplos en el foro general para que valoremos tus sugerencias.

FORO

Es bueno para la salud

La ciencia ha comprobado que la generosidad tiene efectos benéficos para tu salud. A continuación, listamos los cinco más importantes:

  1. Libera oxitocina
  2. Previene del riesgo de un infarto
  3. Tienes más energía
  4. Tienes mayor esperanza de vida
  5. Te estresas menos

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…