Archivo de la etiqueta: trabajo

Ataques de ansiedad en el trabajo

Introducción

La ansiedad laboral no aparece espontáneamente. Existen diversas causas que provocan y detonan esta situación. Hay varios factores que pueden provocar esta respuesta de ansiedad en el trabajo. Entre ellos, los más comunes son:

  • Alta exigencia laboral

Cuando somos muy perfeccionistas y nos auto-exigimos con las tareas más complicadas

  • Tendencia a controlar

Cuando queremos abarcar cada tarea y cada responsabilidad. Sobrecargamos nuestro tiempo con tareas que no nos corresponden. Como solución existe la posibilidad de delegar o el trabajo en equipo.

  • Miedo a cometer errores

Los errores son pautas para evolucionar y no una fórmula matemática que indique nuestra profesionalidad. Si te quedas en la zona de confort cometiendo el mínimo de errores posibles, también se darán cuenta que no arriesgas en tu trabajo.

  • Miedo a que no evalúen negativamente

Cuando nos hacen una valoración que no es positiva, no tenemos que dudar. La duda se traduce en miedo y ese miedo nos empieza a afectar. Tenemos que asimilar todo tipo de valoraciones para crecer laboral y personalmente.

  • Mala organización empresarial

No siempre la ansiedad nace desde nuestro interior. Podemos encontrarnos que existen organizaciones donde nos enfrentamos a «imposibles» por su estructura organizativa. La siguientes situaciones van mermando al trabajador más profesional y aparece lo que denominamos la «ansiedad razonable».

1- No hay comunicación
2- No participamos en la toma de decisiones
3- Poco control sobre el trabajo que se realiza
4- Horarios muy estrictos
5- Tareas poco claras, confusas e incoherentes
6- Mala relación con los compañeros o superiores
7- No están definidos los roles de cada puesto o sección.

Síntomas de ansiedad en el trabajo

Cuando percibas alguno de estos síntomas, examina si estas siendo víctima de ansiedad laboral:

  • Musculatura tensa
  • Obsesión
  • Inseguridad personal y laboral
  • Insomnio
  • Desorden alimenticio

Junto con los síntomas que has leído en el listado anterior, aparecen las siguiente consecuencias, que estoy seguro habrás notado más de una vez:

  • Cansancio o agotamiento. No un cansancio físico del esfuerzo laboral, sino un agotamiento mental con tanta exigencia y preocupación. El estado de tensión hace que las tareas se vuelvan arduas y tediosas.
  • Preocupación excesiva. El miedo a que nos valoren poco o mal. Por ese perfeccionismo absoluto que nos auto-exigimos. Cuando hace que una tarea la revisemos constantemente. Provoca retrasos con nuestro ritmo, vemos que el tiempo pasa y que no podemos cumplir con el resto de actividades.
La ansiedad en el trabajo

Prevenir la ansiedad

  • Organiza tu tiempo. Planifica con calma tu jornada laboral antes de ir como «pollo sin cabeza». No te apresures. Estable cuáles son las prioridades y no te obsesiones con hacer todo en un tiempo récord.
  • Realiza ejercicio físico. Ayuda a desconectar del trabajo.
  • Pide ayuda a un profesional cuando veas que te sientes desbordado. No solo en lo profesional, sino cuando veas que también te afecta en lo personal.
  • Controla tu respiración. Cuando la ansiedad aparece, empezamos a respirar de forma más rápida. Sé consciente de ello e intenta recuperar tu respiración habitual.
  • Muévete. Si estás en una oficina, sal un rato a relajarte o a despejarte.
  • Habla con alguien. En el trabajo suele estar complicado pero cuando finaliza tu jornada laboral, puedes socializar con algunos compañeros de trabajo. Otras personas pueden ayudarnos a ver el problema tal cual, sin magnificarlo ni empequeñecerlo.
  • Escucha música. Si en tu trabajo puedes permitírtelo, ¡ponte los auriculares!
  • Sonríe. Hay que intentar ver las cosas desde otra perspectiva y pensar que no es el fin del mundo.
  • Descansa. Dormir bien el tiempo necesario. Si no se puede, intentar recuperar el sueño los fines de semana o durante las vacaciones.

Comenta y participa

Colabora y deja tus comentarios con tus mejores propuestas. Siempre puedes ayudar con las sugerencias.

¿Superas los agobios?, ¿Cómo calmas la ansiedad en el trabajo?, ¿Tu productividad ha disminuido?, ¿Has padecido ansiedad laboral?, ¿Qué síntomas sufriste?, ¿Has llorado desconsoladamente en tu puesto de trabajo?

Semana 48 – Refuerzos de felicidad

Introducción

En lo que respecta a la propia felicidad, la mayoría de las personas pasamos de vez en cuando por rachas de escasez. Aún en los mejores ambientes de trabajo, siempre hay algunos proyectos menos interesantes que otros. Ya sea por decisión propia o por necesidad, la mayoría de nosotros pasamos por periodos en los que no disfrutamos mucho con lo que hacemos. Eso no significa que tengamos que resignarnos a ser infelices durante ese tiempo.

Las actividades, agradables e importantes para uno, son suficientes para iluminar una o dos experiencias felices durante un periodo sin mucho entusiasmo y que pueden transformar nuestro estado general.

Esas experiencias breves pero transformadoras son las que refuerzan nuestra felicidad. Son cosas que pueden durar desde unos pocos minutos hasta algunas horas, y que son agradables al tiempo que nos proporcionan un sentido, que nos aportan un bienestar actual y futuro.

Cuestiones que debes plantearte:

  • ¿Cuáles son mis refuerzos de felicidad?
refuerzos-de-felicidad

Ejercicio nº 48

Reforzar nuestra felicidad

Haz una lista de cosas que refuercen tu felicidad y que puedas hacer durante una semana. Pueden ser refuerzos generales que puedas introducir en tus actividades como una rutina, o refuerzos exploratorios que podrían ayudarte a descubrir si vale la pena introducir un cambio algo más radical. Incluye los refuerzos en tu agenda diaria y, si es posible, intenta realizarlos.

(Refuerzos generales. Pasar un tiempo con la familia o un rato agradable de lectura)

(Refuerzos exploratorios. Ser voluntario en algún lugar una vez por semana)

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 47 – La motivación interior

Introducción

¿Quién no siente motivación personal cuando hace lo que más quiere y encima le pagan? Aunque no siempre es fácil descubrir cuál es el trabajo que puede proporcionarnos esa ayuda a nuestra felicidad, debemos experimentar hasta encontrar la relación perfecta de nuestra persona con el trabajo.

Existen tres maneras con las que experimentamos. Un oficio, una carrera o una vocación.

El oficio es algo que hacemos por dinero más que por auténtico interés. La carrera se percibe más por motivos externos, como esperar a que nos paguen a fin de mes, o el progreso que reporta en términos de poder y prestigio social. Esperamos ir subiendo en la jerarquía laboral.

Por último, la persona que siente como una vocación, identifica la razón principal de su trabajo como algo que quiere hacerlo. Las posibilidades de ascenso o mejor paga no dejan de ser importantes, pero la motivación de hacer su trabajo es interna. Siente como una realización personal. Se apasiona con lo que hace y obtiene satisfacción personal de su trabajo. Para ella es más un privilegio que una obligación.

Cuestiones que debes plantearte:

  • ¿Siento mi trabajo como un oficio, carrera o como mi vocación? Si has tenido otros trabajos en el pasado, hazte la misma pregunta.
la-motivación-interior

Ejercicio nº 47

Las tres preguntas

Responde a las siguientes preguntas por escrito, y luego busca los parecidos entre las respuestas que hayas dado:

  1. ¿Qué es importante para mí? ¿Qué me proporciona un sentido de propósito, de finalidad en la vida?
  2. ¿Qué me proporciona placer, qué me hace más feliz? ¿Cuándo hago qué, disfruto haciendo?
  3. ¿Cuáles con mis fortalezas? ¿Qué cosas son las que hago mejor?

Tus respuestas pueden ayudarte a encontrar el camino global (el sentido de tu vocación) y el nivel de detalle (cómo quieres que sea cada día de tu vida). Los dos niveles están relacionados, pero es más difícil y requiere más capacidad de decisión efectuar cambios a nivel global, como podría ser cambiar de trabajo o abandonar la zona de seguridad, lo ya conocido.

Por el contrario, es más fácil introducir cambios a nivel de detalle, como dedicar dos horas a tu entretenimiento favorito.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 44 – El equilibrio adecuado

Introducción

Cuando uno reflexiona sobre su situación, puede identificar cinco aspectos de la vida que son importantes para sacar adelante un equilibrio adecuado: como cabeza de familia, la relación de pareja, profesionalmente, como amigo y la salud personal.

Estos cinco aspectos no abarcan todas las cosas que a uno le interesa, pero pueden ser los más importantes para ti, a los que quieres dedicar la mayor parte del tiempo. Si no es así, enfoca desde otro punto de vista y, en vez de querer hacerlo todo, empieza a preguntarte cuál sería el punto de satisfacción adecuado en cada uno de los cinco aspectos de tu vida que más te interesan.

De solteros dedicamos muchas más horas al trabajo diario, al ejercicio y otras actividades que completan nuestro horario cotidiano, como son los amigos, por ejemplo. Cuando nuestra situación personal cambia, dejamos de frecuentar los amigos para ir a solas con nuestra pareja y si llegan los hijos, estos absorben prácticamente el poco tiempo libre que disponemos.

Al final, cada uno, según su parecer, tiene que buscar la solución óptima: lo mejor que uno puede hacer dentro de todas las exigencias y las limitaciones a las que se ve sometido. 

Adoptar ese nuevo enfoque ayuda a reemplazar la frustración con una nueva energía y una mayor capacidad de concentración.

Ahora responde:

  • ¿Cuáles son los aspectos de tu vida más importantes para ti?
  • ¿Podría enfocarlo desde un ángulo que me permitiera encontrar un punto de satisfacción adecuado?
el-equilibrio-adecuado

Ejercicio nº 44

No perfecto, pero suficiente

Haz una lista de las cosas o las áreas más importantes de tu vida. Pueden ser los conceptos que hemos mencionado anteriormente: profesional, familia, vida amorosa, amigos, la salud, viajar, deporte, aficiones u otras cosas.

Anota debajo de cada columna el concepto, lo que te gustaría hacer y en la tercera columna el tiempo que te gustaría dedicarle. Veamos un ejemplo a continuación.

ConceptoIdealSuficiente
Trabajo80 h/semana50 h/semana
AmigosA diarioDos veces por semana
ViajarTodos los fines de semana2 veces al mes

Después de introducir los cambios, revisa tu lista cada cierto tiempo. ¿Quizás estás tratando de hacer demasiadas cosas?, ¿O demasiado poco?, ¿Qué cosas han cambiado?, ¿Te sientes infeliz por el compromiso establecido en algunos de los aspectos de tu vida?, ¿Podrías quitar algo de una de las columnas y ponerla en otra?

No hay una fórmula para el equilibrio óptimo; además, nuestros deseos y necesidades cambian con el tiempo, a medida que cambia también nuestra situación y nosotros mismos. Presta atención a tus necesidades y deseos internos, así como a las limitaciones que te afectan.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

los horóscopos en prensa

¿Por qué tanta gente cree en los horóscopos?

¿Alguna vez te has preguntado quién escribe los horóscopos en la prensa?, ¿Nunca has abierto una revista para leer primero la predicción semanal de nuestro signo? Como nos irá en los aspectos del amor, dinero, salud y trabajo. Hay artículos incluso que nos aventuran el presente y lo que nos espera en el futuro. Sin embargo, si ojeamos en un mismo día nuestro horóscopo, en varias editoriales, vemos que apenas coinciden en las predicciones. ¿Quién dice la verdad? ¿El que acierte ese día los acontecimientos que nos han ido sucediendo a lo largo de la jornada?

En realidad, son periodistas con escasos conocimientos de astrología. Buscan entre fuentes fiables. Por ejemplo, programas informáticos o terceras fuentes. A continuación, le dan forma a su gusto, incluso sin que sus superiores revisen nada de lo que escriben

Si te das cuenta, los textos son muy «generalistas». En ocasiones diría que hasta ambiguos o contradictorios.

«Hoy recibirás una buena noticia. Puede que sea de tu entorno familiar»

Claro, así de todas las personas que lo leen, solo encajarían las que tienen familia, que no son todas, y las que están esperando cualquier novedad en su día para atribuir que hoy los  horóscopos han funcionado.

El efecto Forer

Consiste en que si se nos entregan afirmaciones con ciertas características específicas, es muy probable que creamos que son personales y dirigidas hacía nosotros, cuando en realidad no es así.

¿Crees de verdad que acertar todos los días las predicciones de 12 signos zodiacales, con sus respectivas áreas, salud – trabajo – dinero y amor, es tarea fácil? Nadie mide el porcentaje de éxito por la sencilla razón que muchas editoriales tendrían que hacer desparecer dicha sección. En realidad, nadie mira hacia atrás para verificar los hechos. El pretérito cae en el olvido. Nos da igual. Vamos buscando el futuro cercano, por desgracia, para amoldar nuestra forma de actuar de acuerdo con unos supuestos acontecimientos. Si ayer no acertó, hoy igual me cambia la vida.

Los horóscopos en prensa

«Hoy es tu día de suerte»

¿Quién no ha aprovechado para probar suerte en los juegos de azar? Por si acaso. Seguiremos siendo pobres, pero es que igual «acierta» ¡

Llegados a esta altura, es normal que la gente diga que la astrología es una memez. No tiene ningún respaldo científico y poco tiene que ver, si cuando nacimos, La Luna era llena o el Sol está en la posición de cierta constelación.

De hecho, con un poco de observación podemos hacer nuestras propias predicciones:

  • Los niños que nacen en invierno apenas salen de casa. Son más mimosos y se constipan fácilmente. Mientras que los nacidos en verano están todo el día en la calle y sufren con frecuencia de diarreas.
  • Los que nace de día destacan, más que el resto. Los que nacen de noche duermen les será más duro alcanzar el éxito.

Conclusión

Como hemos visto, solo se pueden hacer generalidades. Les aseguro que hay supuestos «estudios e investigaciones» de astrólogos que ratifican que, no solo nuestros hijos tienen que nacer de día, además tenemos que buscar el mejor momento del día y la mejor hora. Así tenemos asegurado que serán mejores personas y de éxito.

Aún así, hay medios, especialmente páginas digitales, que consiguen hacer un buen negocio. Pelean por posicionarse en las primeras páginas de resultados de los buscadores y consiguen tener miles de fieles seguidores que proporcionan sustento y seguridad. Es curioso que estos supuestos empresarios visionarios no dejen al azar del horóscopo el futuro de sus negocios.

A pesar de las muchas críticas, vamos a seguir ojeando los horóscopos en prensa porque es como un pasatiempo. Un entretenimiento al que nos hemos habituado a leer con gracia y curiosidad.

Semana 22 – Dedica tiempo al ocio

Introducción

Todos tenemos una necesidad básica de descanso y ocio. Pero a menudo decidimos ignorar esta necesidad. Nos convencemos de que no hay límite en lo que podemos exigirnos a nosotros mismos. Y así, muchos de nosotros nos entrenamos para necesitar menos tiempo libre: menos horas de sueño y de descanso.

En una palabra, hacemos más allá de nuestros límites.
Pero esos límites, nos guste o no, existen. Terminaremos por pagar el precio de ese abuso, tanto lo personal como también en el ámbito social.

El descanso regular suele multiplicar nuestro potencial, solo que de manera natural. Responde estas preguntas:

  •  ¿Descanso lo suficiente cada día?
  • ¿Me tomo los descansos que necesito a lo largo de la jornada?
  • ¿Duermo todo lo necesario?
  • ¿Me tomo un día libre a la semana?
  • ¿Cuándo fueron mis últimas vacaciones?
  • ¿Cuándo serán las próximas?

Disfruta del ocio

Ejercicio nº 22

Aprender de las cosas buenas del pasado

Escribe sobre un periodo de tu vida en el que hayas prosperado en el trabajo, te hayas sentido más satisfecho, productivo y creativo. Más que otras veces. Si no trabajas o no recuerdas haber vivido un periodo así, escribe sobre alguna vez en la que sintieras que estabas haciendo auténticos progresos. Por ejemplo, cuando eras estudiante.

  • Qué es lo que hiciste entonces que te permitió prosperar en tu ocupación
  • Cómo descansabas en esa época
  • Con quién o para quién trabajabas
  • Qué lección puedes extraer de ese periodo de tu vida
  • Cómo puedes aplicarla hoy o lo que piensas hacer en el futuro

Haz un plan que incluya los periodos de descanso necesarios. No olvides salir con los amigos cómo pasar las vacaciones con tu familia, acudir al gimnasio…, etc.

Además de tu propia experiencia, considera también la de otras personas, que pueden ser compañeros de trabajo o no. Pregúntate qué puedes aprender de ellas, cómo puedes aplicar lo mejor que observas. Qué deseas lograr y cómo, así como qué es lo que deseas evitar.

¿Cómo prefieres vivir tu ocio?

Pasamos de un ritmo de vida frenético a un parón en nuestras vidas cuando entramos en modo ocio. Muchas personas no están preparadas para llenar ese vacío. Cómo lo solucionan en un primer momento: Abusando en grandes cantidades de fiestas, televisión, comidas copiosas… todo lo que ocupe las horas ociosas.

Lo que pretendo es que cambies por un ocio activo. Tras alcanzar la meta que habías planeado y que te ha supuesto algún esfuerzo, la sensación de disfrute es mayor y más duradera que el ocio de forma pasiva.

Recupera amistades, prepara tertulias, realiza esa afición que tanto te gusta o dedícate a la lectura mientras estás tumbado en la playa. Realiza actividades que te hacen crecer como ser humano. Ayuda a mejorar tu estado emocional.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

Semana 4 – Trabajo y penalidad

Introducción

El trabajo lo consideramos como una penalidad. Este pensamiento hace que nosotros mismos reduzcamos nuestro potencial de felicidad. ¿Qué es el trabajo para ti? ¿Representa una emoción positiva o negativa?

El ejercicio de esta semana consisten en evaluar nuestra propia experiencia en el estudio o en el trabajo de una manera positiva.

Placer o trabajo

Ejercicio nº 4

Aunque las preguntas se refieren al trabajo, son válidas para quienes están estudiando. Responde a estas preguntas:

  • ¿Qué es lo que más me gusta de lo que hago?
  • ¿Lo disfruto?
  • ¿Qué personas conozco que disfrutan con su trabajo?

Programa de educación

Tu mismo ve anotando dos aspectos sobre autoeducación. En cada uno de ellos proponte aprender cosas nuevas que te proporcionen un beneficio.

  1. Desarrollo personal (Beneficios presentes y futuros)
  2. Desarrollo profesional (Beneficios presentes y futuros)

Por lo tanto, busca si hay relación entre las dos actividades, la personal y la profesional, para poder señalar en qué coinciden el trabajo y el placer. Dedica un tiempo fijo, es decir, diariamente, a tu propia educación.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…