Archivo de la etiqueta: libertad

Semana 42 – Crear un clima de confianza

Introducción

La confianza en un elemento básico. No la confianza que se convierte en intimidad, sino un tipo de confianza que facilite que las relaciones con unos y con otros se desarrollen libremente. Si algo no sale bien, se busca qué ha sucedido, no se potencia la culpabilidad entre unos y otros. La idea es aprender del fracaso o fracasar en el aprendizaje en el terreno personal con el deseo de que no vuelva a suceder.

El miedo a informar de un error es la receta para el fracaso a largo plazo. Los equipos bien liderados poseen confianza al saber que ningún miembro del equipo será menospreciado por declarar un error, pedir ayuda o fracasar en cualquier tarea.

Cuando los líderes de un equipo crean un clima de confianza, cuando los miembros del grupo no se sienten amenazados por equivocarse, ni por declarar ni discutir sus errores, todos los integrantes aprenden y mejoran como consecuencia de ello.

Por el contrario, cuándo se ocultan las equivocaciones es más difícil aprender de ellas y, por lo tanto, es más alta la probabilidad de que los errores se sigan produciendo.

Piensa en un error que se haya cometido en algún lugar donde hayas trabajado o que conozcas bien. Ahora responde:

  • ¿En qué sitios te has sentido con confianza?
  • ¿Cómo te sentías, y de qué manera te comportabas comparando con otros sitios donde no tenías esa confianza?
crear-confianza

Ejercicio nº 42

Tener seguridad

¿Creas un ambiente de confianza para los demás, ya sean tus hijos, empleados, amigos o tu pareja?

Solemos pensar que el comportamiento de cada cual es consecuencia de su condición personal, pero la manera de actuar de cada individuo es con frecuencia resultado del ambiente en el que se desenvuelve. Una misma persona, por ejemplo, se comporta de manera muy distinta según el medio donde esté.

¿Qué es lo que ha hecho dar lo mejor de ti mismo, cuando eras niño y de adulto?

Anota cuáles son las condiciones que necesitas para originar un ambiente de confianza a dar lo mejor de sí de las personas que te rodean.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…

La amistad que nace del corazón

Cualidades de una amistad verdadera.

La amistad se demuestra en la preocupación por el amigo, interesándose por su bienestar, por sus problemas y logros. Recordemos la frase de Cicerón que dijo: «Sólo en el peligro se conoce al verdadero amigo».

Un amigo es el que está en todo momento, el que te levanta cuando estás decaído. Es en la turbación donde la amistad se pone a prueba. Se da en distintas etapas de la vida y en diferentes grados de importancia y trascendencia. Nace cuando las personas encuentran inquietudes comunes. Hay amistades que nacen a los pocos minutos de relacionarse y otras que tardan años en hacerlo. La verdadera amistad dura toda la vida. Por esto procura reunirte, comunicarte o convivir con él.

Los amigos - La amistad

Mensajes para tener un amigo.

Respeta al amigo tal como es. Dejarle que tenga plena libertad de actuación y no pretender jamás adueñarse de su voluntad. El amigo encuentra al amigo en pie de igualdad. Ninguna forma de amor respeta tanto la libertad del otro como la amistad. Sinceridad y franqueza. El amigo es alguien en quien se confía siempre. La mentira, la doblez y la traición acaban al instante con cualquier amistad por firme que haya sido.
Generosidad y donación de sí y de lo que se posee, pero de forma natural y espontánea. La camaradería se ubica en el mundo de los sentimientos altruistas y sinceros.
Aceptación de fallos, defectos y limitaciones, sabiendo disculpar y perdonar de la misma forma que uno desearía ser perdonado y disculpado por el amigo.

Señales que indican que tienes una amistad verdadera

El apego llega como un fuerte impulso de interés, simpatía y sentimientos de afinidad con el otro y se sigue afianzando a través de encuentros inesperados y enriquecedores.
La amistad verdadera, como todo lo auténtico, no es ni fugaz ni engañosa; tiene vocación de futuro; por eso suele decirse que un buen amigo lo es para toda la vida.
La amistad, además de estima y admiración, es amor y, sobre todo, benevolencia. El amigo ve lo que somos y nos ayuda a ser nosotros mismos. «Sólo el amigo nos ve por aquello que somos»

Volver a la página web