Archivo de la etiqueta: revisión

Semana 26 – Revisión y reflexión

Introducción

Hagamos en este momento una revisión de lo que llevamos hecho para aumentar nuestro nivel de felicidad.

Escribe sobre los cambios de comportamiento o de hábito que has conseguido realizar, o bien sobre tus cambios de actitud o de enfoque.

Responde a estas preguntas:

  •  ¿Qué pasos he dado o estoy pensando dar para lograr estos cambios?
  • ¿Qué cosas me dificultan hacerlos?
  • ¿Cómo pienso superar obstáculos?

revisión y reflexión

Ejercicio nº 26

Revisar o reflexionar para ir en la dirección adecuada

Podemos distinguir entre tres tipos de revisiones:

  1. Controlar para decidir qué hacer
  2. Comprobar para mantener la fiabilidad del sistema
  3. Revisar para ganar perspectiva

Controlar para decidir qué hacer

El hecho de revisar para decidir qué hacer es el más evidente de los tres tipos de revisiones que deberías hacer. Cada vez que puedas y quieras, lo evalúas para saber qué es lo mejor que puedes hacer en este preciso instante. El proceso en este caso es bastante evidente y debe ser lo más rápido posible, de forma que no te cueste realizarlo.

Comprobar para mantener la fiabilidad del sistema

El segundo tipo de revisión es el hecho de reflexionar o evaluar nuestro sistema para mantener su fiabilidad. Todo lo que has hecho hasta ahora es ideal, pero si no revisas tu sistema de forma periódica, verás como poco a poco el sistema dejará de ser tan eficaz.

La forma más habitual de revisar tu sistema para mantener su fiabilidad es mediante dos tipos de revisiones:

  1. La revisión diaria
  2. La revisión semanal

Es vital hacer bien las revisiones porque te permite tener plena confianza en tu sistema, lo que supone que no tengas que estarte preocupando por mil y una cosas que te pasan por la mente. De hecho, sabes que tu sistema refleja totalmente tu vida y, por lo tanto, ante cualquier imprevisto, solamente tienes que volver a tu sistema para estar tranquilo.

Revisar para ganar perspectiva

La revisión semanal nos ayuda a ganar una perspectiva que la revisión diaria no nos da, pero a veces es necesario subir a un nivel más elevado. Habitualmente a esta revisión se le suele llamar revisión general y se realiza una o dos veces al año, o incluso con menor regularidad.

Esta revisión general nos permite evaluar nuestro sistema con profundidad. No solamente por lo que respecta a la sensación de control del día a día, sino también por lo que respecta a las categorías organizativas de resultados. Es decir, aquellas que nos ayudan a obtener los resultados que deseamos en nuestras vidas. Es el mejor momento para reflexionar sobre nuestra vida y plasmar esas reflexiones en nuestro sistema organizativo.

Lista de agradecimientos

Continuamos con el ejercicio nº 1. Escribe las razones por las que estas agradecida.

Día 1: Estoy agradecido por…